¿Qué es la decepción?

Resumen: Es muy común usar palabras, conceptos, términos, verbos que pueden provocar herir a personas o a uno mismo, como por ejemplo llegar a la frustración. Se refiere en la mayoría de las circunstancias a decir “Estoy decepcionado por este motivo”, como si el motivo de la decepción tratásemos de ubicarlo fuera de nosotros antes que dentro. Alguna vez se preguntaron que es la decepción? El verbo “Decepcionar” es utilizado generalmente de manera pasiva, asociada al comportamiento o acción de alguien.
Por. : Patricia López

Detalle: La decepción no la produce un comportamiento inadecuado, sino la falsa expectativa que uno se hace del mismo. Si algo nos decepciona, es debido a nuestra expectativa previa, que nos hicimos de tal o cual situación o de tal o cual persona, relación, etc.
La decepción significa admitir que de alguna manera, esperábamos algo que no ha ocurrido de manera distinta. Pero, no solamente significa esto, también admitir que hemos juzgado la realidad de manera personal desde nuestro personal sistema de creencias y valores. Por lo tanto, es fruto de una expectativa arbitraria, imaginada, no real, idealizada, de un juicio de esa expectativa, construido sobre la base de la imaginación, basadas en deseos y/o necesidades personales. Y damos más crédito a esta imaginación, idealización, y creemos que nuestro punto de vista es más justo.
Al decir, “Que me decepciono” o “Que algo nos ha decepcionado”, estamos afirmando que para uno, es decir, nuestra expectativa previa tiene más razón e importancia que la realidad o los hechos concretos.
Cuenta más lo que pensamos que lo que ocurre en el mundo exterior, y caemos en el AUTOENGAÑO de creer que eso es lo correcto. Esto es fruto del EGOCENTRISMO COGNITIVO O CONCEPTUAL, que nos lleva a pensar erróneamente que disponemos de más y mayor razón que la realidad misma.
Si algo nos decepciona, no habrá sido por lo que habrá hecho o no habrá hecho o habrá dejado de hacer, sino por nuestras expectativas previas, que habremos construido de manera sumatoria, sin considerar eventualidades como la vida, la realidad misma nos muestra cada día.
La decepción no está en el comportamiento del otro, sino en su expectativa previa.
EXITOS!!!